miércoles, 18 de mayo de 2011

Mide tu consumo

Belkin ha desarrollado un monitor que mide el consumo energético-eléctrico en tu hogar u oficina y así motivarte para conseguir un ahorro eficaz y significativo.
El modelo de Belkin consta de dos partes: un adaptador que se coloca entre la toma eléctrica de la pared y el enchufe del aparato que se quiere monitorizar y un monitor con pantalla LCD que muestra los datos.
Respecto al de OWL el de Belkin tiene a su favor una mayor sencillez, dado que no necesita instalarse en el cuadro eléctrico y permite monitorizar uno a uno cada aparato eléctrico. El de OWL en cambio monitoriza de una vez el consumo total y es algo más completo y sofisticado. En común tienen que ambos hacen visible el consumo eléctrico y su equivalente en emisiones contaminantes a la atmósfera y coste en dinero para el consumidor. Un aspecto esencial para motivar el ahorro.
El Conserve Insight de Belkin muestra los consumos de tres formas: consumo energético en vatios; emisiones de CO2 a la atmósfera y coste económico.
El consumo energético se indica de forma instantánea. Esto permite conocer el consumo real de cualquier aparato. Así se puede saber de un vistazo lo que consumen por ejemplo un ordenador o una tele según su estado: encendido o en reposo o stand-by en comparación con cuando está apagado completamente.
Las medidas de emisiones y coste económico (para esto último hay que introducir el dato del coste por kilovatio hora local) se calculan, tras 45 minutos de mediciones, para un mes y un año.
El monitor es imprescindible y totalmente recomendable para quien quiera ahorrar energía y de paso emisiones contaminantes y algunos euros al año.
Pero únicamente muestra los datos de consumo, quedando en manos del usuario tomar las medidas que considere oportunas o que estén a su alcance para reducir este consumo. Por ejemplo, configurar correctamente que el ordenador se ponga en reposo puede suponer 60 euros de ahorro al año; o desenchufar los cargadores cuando no se están usando, amén de apagar televisores, reproductores y consolas en lugar de dejarlas en espara o stand-by, entre otras medidas.